Ya Recibes nuestro Boletín de Novedades? Inscríbete aquí

 

Cuevas de Waitomo Glowworm (Nueva Zelanda)

Es un Sistema Subterráneo situado en la región meridional Waikato, en la Isla Norte de Nueva Zelandia, 12 kilómetro noroeste de Te Kuiti.

Waitomo Caves se encuentra a dos horas al sur de Auckland; y a unos 45 kilómetros de la ciudad Hamilton.

Este sistema subterráneo esta formado por el Río Waitomo, y esta formado actualmente Glowworm Cave, Aranui Cave ó Waitomo Cave y Ruakuri Cave. En la actualidad tiene un desarrollo de 3 kilómetros de galerías y salas.

Existen en la zona una gran mayoría de cavidades inexploradas, en un área de 9.7 km2.

Otras cavidades importantes del sistema son Mangapu Cave, una cavidad muy técnica, a partir de su boca comienza un pozo de 100 metros, conocido como Lost World. En ella es posible encontrar un gran número de fósiles y cientos de miles de luciérnagas, las famosas luciérnagas de Waitomo. La cavidad tiene un desarrollo total de 3.652 metros; y Masons Cave, una de las cavidades más conocida del sistema.

La actividad geológica y volcánica en la zona creó alrededor 300 cuevas conocidas en la región de Waitomo. La potencia calcárea de la zona alcanza los doscientos metros.

Waitomo es un nombre Maorí que proviene de wai-aga (agua) y tomo (agujero).

Historia

En el año 1910, un maorí llamado Ruruka Aranui encontró Aranui Cave, mientras cazaba en esta zona, esta cavidad se encuentra situada en la Reserva de Ruakuri, a cinco minutos de Glowworn Cave.

La primera exploración de Aranui Cave se realizó en 1887 por Tane Tinorau, jefe maorí local y Fred Mace, topógrafo inglés.

Su exploración fue conducida a través del Rio Waitomo, que les llevo al curso subterráneo del mismo. Actualmente, esta zona es la salida a superficie de la cavidad. Su exploración les llevo a localizar Glowworm Cave.

En 1888 la gruta fue abierta al público por Tinorau. En 1889 Tane Tinorau y su mujer Huti, descubrieron los beneficios de mostrar esta cueva a los exploradores y la abrieron al público, en 1906 la administración de la cueva pasó al gobierno y en 1910 se construyó su centro de visitantes. En 1989, la cueva y las tierras circundantes fueron devueltas a los descendientes del jefe indígena, quienes se encargan en la actualidad del mantenimiento y administración del enclave.

Biología

Las cavidades del Sistema Subterráneo de Waitomo tienen como mayor particularidad la existencia de un gusano luminoso que habita en el techo de las cuevas, el glowworm.

Este gusano luminoso es la larva del insecto Arachnocampa luminosa, autóctono de Nueva Zelanda, en cuya fase larvaria es un organismo bioluminiscente que produce unas formaciones que cuelgan de los techos de las cavidades, esta luz brillante atrae a sus presas, acercándolas a un hilo viscoso en el que el insecto atraído por la luz queda atrapado, posteriormente el gusano retira el hilo y coge a su presa.

La razón de su brillo es debida una reacción química de la luciferina componente producido por la enzima luciferasa, cuanto más hambrienta se encuentra la larva más luciferina genera.

Estas larvas necesitan unas condiciones de humedad y temperatura estrictas, que son supervisadas constantemente ya que la cueva se encuentra monitorizada.

Las paredes de las cuevas se cubren, además, con una variedad de hongos incluyendo la Flower Cave, una relación distante del género Pleurotus.

Waitomo Cave

Es una de las cavidades más conocidas del sistema y una de las más visitadas, ya que cuenta con una parte accesible al público.

La cueva contiene tres diferentes niveles, vinculados por el Tomo, que es un eje vertical de 16 metros de piedra caliza.

En el segundo nivel existen una serie galerías que comunican con la inmensa Sala Wetas.

El tercer y último nivel, llamado La Catedral es un área cerrada que presenta salas y galerías de gran altura, con una gran acústica. En una de las zonas se realizan paseos en barca por el río subterráneo.

Más información en: www.waitomo.com

made with love from Joomla.it
Go to top